Escrito por : Juan M. Gil miércoles, 12 de marzo de 2014





¿Qué fue de Schoolfy? ¿Qué fue de esa plataforma que se anunciaba hace más de medio año por todos los medios? ¿Por qué no acabó de publicarse en verano del 2013 como prometieron? ¿Cómo es que aún no tenemos acceso a ella los 100.000 interesados que nos registramos?

A finales de mayo del pasado año se anunció una herramienta digital gratuita obra de un grupo de emprendedores españoles afincados en Silicon Valley. La nota de prensa repetida hasta la extenuación y, sobretodo, el muy atractivo vídeo de presentación que nos ofrecía la página oficial de Schoolfy hicieron soñar a muchos profesores y twiteros.

Dediqué tres entradas en el blog a presentar Schoolfy, reflexionar sobre la burbuja de expectativas que se había generado en apenas 48 horas alrededor de la plataforma (algo ya muy típico de Twitter) y ofrecer también mi punto de vista sobre lo que sería una plataforma educativa ideal.

Ahora han pasado los meses y la información adicional que tenemos sobre Schoolfy es prácticamente nula.

En verano no se inauguró Schoolfy y en octubre se anunció que empezaba la fase beta solo para 100 profesores. ¿Cómo se hizo la selección? Desde luego, no me están llegando noticias de ninguno de los beta-testers que están trabajando con la plataforma, lo cuál es una lástima.

En su blog de una sola entrada, Oscar Civantos nos cuenta desde dentro qué se ha estado cociendo en Schoolfy:
finalmente, llega el momento de poner tu coche en la pista. Schoolfy va a estar en Beta durante las próximas semanas. Probablemente con más de un retraso. Muchas horas de trabajo 24/7. Lo cierto es que hemos comprendido como nadie cual es el principal problema al que se enfrentan los profesores para llevar la tecnología a sus clases y eso nos ha permitido desarrollar un producto que va a ser disruptivo en el sector de la educación. La primera version que ponemos en el mercado es muy básica y dará errores regularmente eso es ley debida en cualquier start-up. Pero en dos, tres meses, vamos a tener el producto donde queremos. Y creedme, en ese momento es cuando empieza la verdadera carrera

Espero de todo corazón que esta StartUp española no quede en nada, que las promesas que nos hicieron, aunque no todas se cumplan, se correspondan en parte con la realidad. Desde aquí animo al equipo Schoolfy a seguir adelante y a que no duden en ir mostrando al mundo los progresos que vayan haciendo. Pequeñas capturas de pantalla, vídeos o comentarios de esos 100 beta-testers que ya están degustando la plataforma serían de gran ayuda para que Schoolfy no caiga en el olvido...

¡En un mundo en el que si no twiteas 10 veces al día desapareces de los motores de búsqueda, no puedes limitarte a dar señales de vida cada 4 o 5 meses!


Deja un comentario

Suscríbete al blog | Suscríbete a las respuestas

También en twitter

- Copyright © la tiza y las tic -Metrominimalist- Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -